Facultad Certificada

Cerificación ISO 9001:2008

Biomédica realiza homenaje a Guillermo Avendaño con descubrimiento de placa PDF Imprimir E-mail

En laboratorio de Electromedicina.
Con el descubrimiento de una placa con su nombre en el laboratorio de Electromedicina, la escuela de Ingeniería Civil Biomédica realizó un homenaje al profesor Guillermo Avendaño, fallecido en junio de este año y quien es considerado un referente para estudiantes y exalumnos, tras desarrollar una destacada trayectoria nacional e internacional.

Durante su carrera Avendaño fue reconocido en Cuba, Panamá, Perú, México y Chile, convirtiéndose en un profesional destacado en Siemens y General Electric en Panamá y en México, fundando la Sociedad Cubana de Bioingeniería e integrando el Consejo Regional de Ingeniería Biomédica–Latinoamérica y la Federación Mundial Ingeniería Biomédica.

 

En el laboratorio que desde ahora lleva su nombre los alumnos realizan la mayoría de las asignaturas prácticas vinculadas con la electrónica, con el desarrollo de algoritmos que pueden capturar señales y la fabricación de dispositivos médicos que analizan señales fisiológicas.

Pablo Roncagliolo, director de Ingeniería Civil Biomédica, señaló que “como Escuela hemos querido hacer este acto simbólico para recordar la partida de este querido profesor, quien se convirtió en un referente para nuestra comunidad académica. Poner su nombre a nuestro principal laboratorio es un gesto que no podíamos dejar pasar”.

El director agregó que “la importancia del profesor Avendaño en la carrera es notable, fue siempre un motor para vincular a los estudiantes de la carrera con el mundo específico de la ingeniería biomédica y con el equipamiento médico, donde tenía una experiencia importante”.

“Avendaño dictaba muchas de las asignaturas que se daban en este laboratorio, donde los estudiantes podían interactuar con la electrónica, la vinculación con los equipos, con los dispositivos médicos y por eso es muy significativo que este laboratorio tenga su nombre”, agregó.

Perfil más humano

Cony Cuevas, integrante del Centro de Estudiantes de la carrera indicó que “para nosotros como alumnos y para la comunidad general de Biomédica es muy importante que se rinda un homenaje al profesor Avendaño, porque él es parte de los cimientos de la escuela”.

“Fue una persona muy importante, que dejó muchas enseñanzas, no solo en la parte técnica o de especialización, sino más que nada en el perfil más humano que debe tener la medicina para que funcione en Chile. Gracias a su aporte la mirada de la carrera se ha hecho más humanitaria que en otros lugares”, agregó.

La estudiante aseguró que “es muy relevante que este laboratorio lleve su nombre porque es el lugar donde entregó grandes enseñanzas y enfrentó diversos retos, de esta forma siempre habrá un recuerdo del profesor y eso es gratificante para nosotros. Su principal aporte fue crear la carrera junto al profesor Antonio Glaría, pero además haber sabido legar su impronta para que los estudiantes podamos continuar la tarea de seguir haciendo salud y medicina a través de la ingeniería gracias a lo que nos enseñó”.