Facultad Certificada

Cerificación ISO 9001:2008

Consejo Hídrico de la Región desarrollará herramienta de gestión para toma de decisiones PDF Imprimir E-mail

Esteban Sefair y Ociel Cofré.
Un modelo de soporte decisional para políticas públicas orientadas a asegurar la disponibilidad hídrica de la Región Valparaíso es uno de los proyectos que busca desarrollar el Consejo Para el Desarrollo y la Sostenibilidad Hídrica de la Región, CDSH, que integran por los profesores Estebam Sefair, director de Ingeniería Civil Industrial y Ociel Cofré, director de Ingeniería Ambiental.

Ambos académicos representan a la UV desde el 2015 en esta instancia, cuyo trabajo y principales conclusiones fueron recientemente presentados, así como también un total de nueve proyectos declarados prioritarios que serán presentados al Gobierno Regional de Valparaíso.

 

Cabe destacar que la herramienta de gestión para la toma de decisiones de inversión relacionadas con el tema de la sequía será formulada por académicos e investigadores de las cuatro universidades del Consejo de Rectores de las Universidades de la Región de Valparaíso, CRUV.

En la ceremonia de presentación de las conclusiones y proyectos del Consejo se anunció la creación de una corporación vinculada a estas temáticas, que se encargará de gestionar los proyectos, a la cual también han sido convocados a participar los profesores Sefair y Cofré.

Entre algunas de las conclusiones entregadas por el CDSH se cuentan que el periodo de escasez hídrica en la región dejó comunidades rurales sin agua y zonas urbanas amenazadas, al menos 6 mil hectáreas de cultivos perdidas, la industria de turismo se vio afectada, se registraron incendios y desastres naturales, junto con pérdidas materiales, menos ingresos y desempleo. Por tal motivo el CDSH busca elaborar una agenda estratégica para una política hídrica regional e iniciativas para un plan de acción.

Frente a este escenario, el CDSH entregó un diagnóstico que señala que la región tiene potencial del desarrollo sustentable debido a sus condiciones agroclimáticas privilegiadas para producción agroalimentaria, junto a su potencial de desarrollo turístico, industrial, minero y de servicios.

Sin embargo se detectó que la escasez hídrica es territorialmente asimétrica y con zonas de mayor escasez que coinciden con las áreas con potencial productivo disponible.  Los sectores identificados como particularmente afectados por la escasez de agua son cuencas de Petorca y Ligua; valles de Casablanca y Putaendo; zona baja cuenca Aconcagua, Limache y Olmué; sectores zona alta cuenca del Aconcagua, el Valle de Cuncumén y amplias zonas de la Provincia de San Antonio.

Otro de los diagnósticos fue que la disponibilidad estimada de agua es inferior a demanda, aunque asimétrica por cuenca y territorio e incierta por proyecciones de cambio climático, con poca capacidad de acumulación y debilidades de monitoreo y estimación de caudales. Mientras que las proyecciones del Cambio Climático generan incertidumbre sobre disponibilidad futura y subrayan la necesidad de una estrategia hídrica regional con visión de largo plazo.

Frente a este escenario el CDSH entregó los tres pilares para una política hídrica basada en tres áreas, entre las que se cuentan Seguridad de la Oferta, con la identificación de nuevas fuentes de agua, Infraestructura de acumulación y conducción, protección de los ecosistemas y monitoreo de cantidad y calidad de agua; Sostenibilidad de la Demanda, con temáticas como eficiencia en el uso del agua, producciones resilientes a la escasez hídrica y educación para uso racional y equitativo, para finalizar con Organización y Gobernanza, que trabajará aspectos como institucionalidad regional para los recursos hídricos, coordinación, información y participación ciudadana, y fortalecimiento de las organizaciones de usuarios.